• Dr. Andrés Felipe Barragán, Fellow Cardiología
    • Programa Cardiología
    • Universidad: El Rosario – Cohorte: 2022 – 1
    • Contacto: andresf.barragan@urosario.edu.co
    • LaCardio – Fundación Cardioinfantil 

 

    Avalado por:
  • Dra. María Juliana Rodríguez, Jefe Servicio de Falla Cardiaca

Estratificación temprana de lo pacientes con choque cardiogénico independiente de la causa desencadenante – The Cardiogenic Shock Score (CSS)

El choque cardiogénico (CC) es una condición clínica potencialmente fatal independiente del tratamiento médico. El mejor escenario, descrito hasta el momento, es el choque secundario a un infarto agudo del miocardio (IAM), donde la revascularización temprana impacta directamente en la tasa de mortalidad; sin embargo, no es el único; las escalas existentes en la actualidad (IABP-Shock II – Cardshock – SCAI), permiten conocer el perfil de riesgo del paciente, pero son dispendiosas y requieren de datos que en ocasiones no están disponibles por esto que se plantea el The Cardiogenic Shock Score (CSS), una escala basada en variables que pueden obtenerse a la cabecera del paciente

Metodología

Estudio de cohorte realizado por la University Heart and Vascular Center Hamburg, entre 2009-2019, que realizó la construcción de una escala para la predicción de muerte a los 30 días por CC. Por medio de una regresión logística, se incluyeron los paciente mayores de 18 años con diagnóstico de CC y se realizó una validación interna comparando el CSS (Variables: Edad, sexo, causa del CC, presión arterial sistólica, frecuencia cardiaca, pH, lactato, sodio, glucosa, duración de la reanimación cardiopulmonar (RCP)); posteriormente se ajustó el modelo, con una regresión multivariable, para identificar los predictores de mortalidad a 30 días y según la significancia, se construyó el CSS; se comparó con las escalas disponibles IABP-Shock II – Cardshock – SCAI, con una posterior validación externa en la Mayo Clinic Cardiac Intensive Care Unit.

Previous
Next

Resultados

Una cohorte de 1.308 pacientes con CC estratificados por la presencia o no de IAM. El 57% fallecieron en los siguientes 30 días al evento. El puntaje medio del CSS fue 6. Las variables con mayor impacto fueron: la edad, el lactato y la RCP. El IAM como causa de CC disminuye el riesgo según la CSS, mientras que el aumento de la duración de la RCP lleva a una puntuación más alta que representa un mayor riesgo, el sodio no mostró significancia. En la validación externa, a los 30 días del ingreso, habían fallecido el 38%, el valor del CSS medio fue 6, el índice de concordancia del Cardiogenic shock score se describe en las Tablas 1 y 2, con las puntaciones comparadoras.

Discusión

Este estudio presenta una herramienta nueva para la valoración de los pacientes con choque cardiogénico, con variables de fácil adquisición en el servicio de emergencias, demostrando tener una capacidad predictiva superior en comparación a las puntuaciones de riesgo establecidas y un buen ajuste entre la mortalidad prevista y la observada a los 30 días, independiente de la causa del choque; permitiendo una evaluación más sencilla del paciente con choque cardiogénico. Adicionalmente, al tomar datos a la cabecera del paciente, el CSS logra una estratificación del riesgo más rápida y confiable, que facilitaría encontrar el mejor tratamiento para cada perfil hemodinámico de los pacientes con choque, llevando a una terapia dirigida que incluye enfoques invasivos (SCM) como no invasivos (inotrópicos), tanto en pacientes con etiología isquémica y no isquémica, donde la mortalidad en estudios previos ha sido incluso mayor. Proponiéndose entonces como un valor añadido a la clasificación SCAI ya que proporcionó una predicción de riesgo precisa en todas las clases de choque de dicha clasificación, superando a las escalas comparadoras.

Conclusión

El CSS se presenta como una nueva alternativa para la caracterización de los pacientes con choque cardiogénico, siendo quizá una herramienta de rápida utilización en el reconocimiento de estos pacientes, con un abordaje más sencillo. Sin embargo, pese a realizar una validación externa, se necesitan más estudios que corroboren los datos y corrijan las limitaciones que presenta un estudio unicéntrico y con algunas dificultades en la recolección de datos. Pero no debe dejarse de lado esta nueva evidencia, que demuestra un mejor rendimiento en una patología compleja y con alto índice de mortalidad.

Compartir

Otros artículos

Dr. Alberto Navarro

Jefe de Fellows de Cardiología

¡Nuevo!

04/27/2022

Nissen S, Lincoff M, Wolski K, Ballantyne C, Kastelein J, Ridker P, et al.

Association Between Achieved ω-3 Fatty Acid Levels and Major Adverse Cardiovascular Outcomes in Patients With High Cardiovascular Risk. A Secondary Analysis of the STRENGTH Trial

JAMA Cardiol. 2021; May 16.

Dr. Jonathan Patiño

Fellow de Cardiología

¡Nuevo!

04/24/2022

Bhatt DL, Szarek M, Steg PG, Cannon CP, Leiter LA, McGuire DK, et al.

Sotaglifozin in Patients with Diabetes and Recent Worsening Heart Failure.

N Engl J Med. 2021 Jan 14. doi: 10.1056/NEJMoa2030183.
Pedir cita