¿Cuál es el riesgo de eventos cardiovasculares en los adultos con factores de riesgo cardiovascular desde la infancia?

Oct / 6 / 2022
298

Versión 1 7/10/22

La presencia de factores de riesgo cardiovascular desde la infancia se asocia a una trayectoria de mayor riesgo y mayor ocurrencia de eventos cardiovasculares en la vida adulta (quinta década). Por tanto, se recomienda diseñar e implementar intervenciones validadas en prevención primaria cardiovascular, desde la infancia y primeras décadas de la vida.

Certeza global en la evidencia: Moderada por riesgo de sesgos (número importante de pérdidas durante el seguimiento). La identificación de un gradiente dosis respuesta dentro de los niveles de los factores de riesgo cardiovascular permitió aumentar la certeza en la evidencia.

Otro mensajes clave:

  • La asociación entre la presencia de factores de riesgo cardiovascular desde la infancia y la enfermedad cardiovascular del adulto se mantiene, pero en menor magnitud, después de los 47.7 años.

Es importante saber lo que no se conoce
● Se desconoce si hay diferencias en el riesgo de eventos cardiovasculares en las poblaciones no incluidas en el estudio (Ej. Hispanos y países en vía de desarrollo).
● No se cuenta con reglas de predicción clínica pronóstica para aplicar desde la infancia con relación a eventos cardiovasculares en la adultez.


Antecedentes

Por décadas, las enfermedades cardiovasculares han formado parte de las principales causas de morbimortalidad a nivel global. Sin embargo, gran parte de los esfuerzos para su prevención (primaria y secundaria) se han dirigido a la población adulta (1), principalmente por la baja prevalencia de estas patologías en niños (2).

Estudios postmortem han permitido caracterizar la prevalencia, distribución y progresión de las lesiones ateroscleróticas en humanos en diferentes edades(3-5). Se ha documentado una secuencia temporal y espacial (en arterias carótidas y coronarias) de paso de lipoproteínas desde el torrente sanguíneo a la pared vascular, modificación extracelular y acumulación de monocitos en la íntima en estadios muy tempranos de formación de lesiones en fetos prematuros y niños de 1 a 13 años (6).

Un estudio de 204 necropsias (individuos de 2 a 39 años, con factores de riesgo cardiovascular) mostró estrías grasas en la aorta y arterias coronarias en el 50% de los niños de 2-15 años. La prevalencia de lesiones más avanzadas -placas fibrosas- fue mayor con el incremento de la edad alcanzando el 60-70% en adultos jóvenes (7). Asimismo, evidencia observacional recopilada desde la infancia indica que los niños expuestos a factores de riesgo cardiovascular son susceptibles a desarrollar aterosclerosis sub-clínica así como eventos cardiovasculares en la edad adulta (8,9). Estos resultados clínicos son consistentes en dirección y magnitud para exposiciones como hipertensión arterial, hiperlipidemia y adiposidad infantil (2), siendo esta última (con la obesidad infantil) motivo de gran preocupación pues su prevalencia global se ha más que duplicado desde 1980 (10,11).

Aunque no hay evidencia experimental para soportar que la mitigación de los factores de riesgo cardiovascular en la infancia reduce el riesgo futuro de enfermedad cardiovascular aterosclerótica, estudios de cohorte sugieren que algunos de los eventos adversos presentados a largo plazo se reducen considerablemente si se controlan los factores de riesgo. Estos hallazgos son consistentes con los datos emergentes sobre el efecto de las estatinas (prevención del desarrollo de aterosclerosis) para tratar la hipercolesterolemia familiar (HF) en niños (10,12).

Para explorar el efecto de los factores de riesgo cardiovascular identificados durante la infancia en la enfermedad cardiovascular del adulto se requiere de estudios con seguimiento a largo plazo (décadas), que examinen a profundidad variables como la presión arterial, medidas antropométricas, o pruebas de laboratorio en los infantes, y repetir la medición en el tiempo hasta la vida adulta, donde es evidente la prevalencia de las enfermedades cardiovasculares.  

Por lo anterior, el propósito de este Recado es reseñar los resultados del Consorcio de Cohortes Cardiovasculares Infantiles Internacionales (i3C) (13), que hace un seguimiento de más de 40 años a diferentes estudios en niños y explora la posible asociación de factores de riesgo cardiovascular en la infancia y la presencia de enfermedad cardiovascular del adulto.  


Información en la que se basa este Recado

El estudio de referencia representa un seguimiento  a 7 cohortes de niños que iniciaron en las décadas de 1970 a 1990 en Estados Unidos, Finlandia y Australia. Se incluyeron 42 324 participantes de 3 a 19 años, y se contó con información de seguimiento a largo plazo de 40 648 de esta población.

El estudio evaluó cinco factores de riesgo cardiovascular a menudo evaluados en niños y adolescentes: obesidad, hipertensión arterial, dislipidemia (hipertrigliceridemia e hipercolesterolemia) y tabaquismo (durante la juventud). Los datos de edad, sexo, raza, talla, peso, presión arterial sistólica y niveles de lípidos fueron medidos en cada visita y registrados en una sola base de datos (114 476 visitas, con 1 a 19 visitas por participante).

Desde 2015 hasta 2019 los investigadores del i3C localizaron y realizaron encuestas de seguimiento a los participantes y consultaron los registros nacionales de muertes para aquellos que no fueron localizados. Los eventos cardiovasculares de todas las cohortes fueron definidos de acuerdo con la clasificación internacional de enfermedades (CIE 9 y 10). Los desenlaces evaluados fueron: infarto miocárdico, ataque cerebrovascular, ataque isquémico transitorio, insuficiencia cardiaca isquémica, angina, enfermedad arterial periférica, intervención carotídea, aneurisma de aorta abdominal o revascularización coronaria. 

Por el riesgo potencial de sesgos debido a pérdidas en el seguimiento, los eventos cardiovasculares fatales fueron analizados aparte del desenlace combinado de eventos cardiovasculares fatales o no fatales.

Ver punto metodológico


Resultados

  • De los 38 589 participantes incluidos en el análisis, 19 168 fueron hombres (49.7%) y 5 792 (15%) de raza negra. La edad promedio para la primera visita durante la infancia fue de 11.8 (DE= 3.1) años y para el primer evento cardiovascular fue 47 (DE= 8) años.
  • Las mediciones realizadas durante la vida adulta fueron efectuadas a una edad promedio de 31.0 (DE= 5.6) años. La mediana de seguimiento de todos los participantes analizados fue de 35 años.
  • Por la pérdida del seguimiento de casi la mitad de la muestra (46.5%), las estimaciones de las razones de riesgo (HR) y sus intervalos de confianza fueron obtenidas a partir de datos imputados (imputación múltiple).
  • Sobresale un gradiente dosis-respuesta dentro de los niveles por factores de riesgo que refleja una asociación fuerte entre estos y la enfermedad cardiovascular del adulto (ver tabla 1).
  • También se encontró una leve atenuación del riesgo de eventos cardiovasculares después de los 47.7 años.

 


Información sobre la evidencia que soporta este Recado

Mediante la herramienta QUIPS-Quality In Prognosis Studies- (7) se concluyó alto riesgo de sesgo de respuesta debido a que en el 46.5% de la muestra no se pudieron determinar los eventos cardiovasculares no fatales. Según la metodología GRADE la certeza global en la evidencia es moderada (ver tablas GRADE modificadas 1 y 2 anexas).


Referencias

  1. Tsao CW, Aday AW, Almarzooq ZI, Alonso A, Beaton AZ, Bittencourt MS, Boehme AK, Buxton AE, Carson AP, Commodore-Mensah Y, Elkind MSV, Evenson KR, Eze-Nliam C, Ferguson JF, Generoso G, Ho JE, Kalani R, Khan SS, Kissela BM, Knutson KL, Levine DA, Lewis TT, Liu J, Loop MS, Ma J, Mussolino ME, Navaneethan SD, Perak AM, Poudel R, Rezk-Hanna M, Roth GA, Schroeder EB, Shah SH, Thacker EL, VanWagner LB, Virani SS, Voecks JH, Wang NY, Yaffe K, Martin SS. Heart Disease and Stroke Statistics-2022 Update: A Report From the American Heart Association. Circulation. 2022 Feb 22;145(8):e153-e639. doi: 10.1161/CIR.0000000000001052
  2. Pool LR, Aguayo L, Brzezinski M, Perak AM, Davis MM, Greenland P, Hou L, Marino BS, Van Horn L, Wakschlag L, Labarthe D, Lloyd-Jones D, Allen NB. Childhood Risk Factors and Adulthood Cardiovascular Disease: A Systematic Review. J Pediatr. 2021 May;232:118-126.e23. doi: 10.1016/j.jpeds.2021.01.053
  3. Mönckeberg, J. G. Über die Atherosklerose der Kombattanten (nach Obdurtionsbefunden). Zentralbl.Herz Gefässkrankheiten 7, 10–22 (1915).
  4. Zeek, P. Juvenile arteriosclerosis. Arch. Pathol. 10, 417–446 (1930).
  5. Napoli, C. et al. Fatty streak formation occurs in human fetal aortas and is greatly enhanced by maternal hypercholesterolemia. Intimal accumulation of low density lipoprotein and its oxidation precede monocyte recruitment into early atherosclerotic lesions. J. Clin. Invest. 100, 2680–2690 (1997).
  6. Torzewski M. The Initial Human Atherosclerotic Lesion and Lipoprotein Modification-A Deep Connection. Int J Mol Sci. 2021 Oct 25;22(21):11488. doi: 10.3390/ijms222111488. PMID: 34768918; PMCID: PMC8584004.
  7. Berenson GS, Srinivasan SR, Bao W, Newman WP 3rd, Tracy RE, Wattigney WA. Association between multiple cardiovascular risk factors and atherosclerosis in children and young adults. The Bogalusa Heart Study. N Engl J Med. 1998 Jun 4;338(23):1650-6. doi: 10.1056/NEJM199806043382302. PMID: 9614255.
  8. Raitakari OT, Juonala M, Kähönen M, Taittonen L, Laitinen T, Mäki-Torkko N, Järvisalo MJ, Uhari M, Jokinen E, Rönnemaa T, Akerblom HK, Viikari JS. Cardiovascular risk factors in childhood and carotid artery intima-media thickness in adulthood: the Cardiovascular Risk in Young Finns Study. JAMA. 2003 Nov 5;290(17):2277-83. doi: 10.1001/jama.290.17.2277. PMID: 14600186.
  9. Raitakari, O. et al. Childhood risk factors and cardiovascular disease outcomes in adulthood. Preliminary findings from the International Childhood Cardiovascular Cohort (i3C) Consortium [abstract].Circulation 139, A005 (2019).
  10. Juonala, M. et al. Childhood adiposity, adult adiposity, and cardiovascular risk factors. N. Engl. J. Med. 365, 1876–1885 (2011).
  11. Weihrauch-Blüher S, Schwarz P, Klusmann JH. Childhood obesity: increased risk for cardiometabolic disease and cancer in adulthood. Metabolism. 2019 Mar;92:147-152. doi: 10.1016/j.metabol.2018.12.001. Epub 2018 Dec 5. PMID: 30529454.
  12. Luirink, I. K. et al. 20-year follow-up of statins in children with familial hypercholesterolemia. N. Engl. J. Med. 381, 1547–1556 (2019).
  13. Jacobs DR Jr, Woo JG, Sinaiko AR, Daniels SR, Ikonen J, Juonala M, Kartiosuo N, Lehtimäki T, Magnussen CG, Viikari JSA, Zhang N, Bazzano LA, Burns TL, Prineas RJ, Steinberger J, Urbina EM, Venn AJ, Raitakari OT, Dwyer T. Childhood Cardiovascular Risk Factors and Adult Cardiovascular Events. N Engl J Med. 2022 May 19;386(20):1877-1888. doi: 10.1056/NEJMoa2109191.
  14. Hayden JA, van der Windt DA, Cartwright JL, Côté P, Bombardier C. Assessing bias in studies of prognostic factors. Ann Intern Med. 2013 Feb 19;158(4):280-6. doi: 10.7326/0003-4819-158-4-201302190-00009.

Ver más Recados

¿Eres profesional de la salud y tienes una pregunta clínica?

Nuestro equipo de profesionales buscará la mejor evidencia disponible para responderla.

Enviar pregunta


Este es un producto de la Unidad de Síntesis y Transferencia de Conocimiento de La Cardio
 
Equipo editorial: Rodríguez JA*, Moreno K**, Villar JC**, Balcázar AM+.

Contribuciones: (*) Desarrollo, (**) Edición y (+) Diseminación

Contacto: jvillarc@lacardio.org